Título: Caperucita Roja ¿A quién tienes miedo?
Autor: Sarah Blakley-Cartwright
Edición: Alfaguara
Páginas: 341

——

Hay veces que una se fija en libros que no debe. Pero claro, como entre que no estoy al día de todos los estrenos de cine y que además tengo un cierto cariño por las versiones que dan la vuelta a los cuentos clásicos y en especial el cuento de Caperucita Roja, pues me pasa lo que me pasa.

He de decir en mi defensa que como referencia sobre una adaptación más adulta y oscura del cuento de Caperucita yo tengo la película “En compañía de lobos” que me encanta y que os recomiendo a todos ver, así que se me puede disculpar un poco que me fijara en este libro.

Pero se que la portada ya debería haberme echado para atrás, y que tenía que haberme imaginado que nada bueno iba a salir de esas páginas, máxime teniendo en cuenta que era un libro que se escribía basándose en un película. Esos extraños casos en los que primero es la peli y luego el libro y de los que casi siempre hay que huir como de la peste.

Y como todo indicaba que el libro no tenía nada que aportarme, no podía ser de otra manera y los pronósticos se han cumplido.

Para ir al grano os diría aquello de, no malgastéis vuestro dinero, ni vuestro tiempo y ya está. Pero voy a intentar explicaros el porque no deberíais hacerlo.

En primer lugar el libro no tiene ni una sola coma de originalidad. La historia, que en principio pudiera resultar atractiva, queda solamente en una historia de amor imposible, triángulo amoroso, entre niña boba (con pretensiones de especial y diferente) tipo malo maloso para todos pero que se adivina como un personaje torturado a la que la protagonista va a redimir, y el bueno buenísimo que ama sinceramente a la chica, pero que no se va a comer un colín.

Y aquí llegamos a la clave del libro. Es una mezcla de la Saga Crepúsculo, de la terrible (por lo mala) escritora Meyer, y la estupenda película de Shyamalan
El bosque. De la película toma el entorno, el que los personajes no salgan del poblado, el de la amenaza externa, el de la tradición, etc. De la saga Crepúsculo coge todo lo demás. Incluido el calentón de la muchacha que no se acaba de consumar.

Pero lo peor de todo es que no hace falta ser un lince, para saber de que va la cosa, para ir prediciendo lo que va a pasar. Y ese final. Madre mía que final, no sé podía hacer peor, ni más manido, ni más visto ni más “continuara…” pero claro a ti ya te da igual que continúe o no, porque los personajes, bastante desdibujados por cierto, te importan un comino. Por que sabes que la chica es tonta perdida, el malo no le va muy lejos y el bueno ya lleva la palabra tonto escrito en la frente.

Y cuando algo que podría haber dado cierto juego se convierte en lo más previsible de la historia, una ya casi tiene ganas de llorar. Porque no hay nada más manido y absurdo que el cazador de lobos. El típico justiciero que acaba enloquecido por su sed de justicia-venganza y no le importa destruir todo a su paso. Papel que en la película le han dado a Gary Oldman actor que adoro, pero que según iba leyendo en el libro me ha convencido en que será una interpretación algo desmesurada, porque el personaje se presta a ello, aunque no descarto ver la peli, solo por ver a Gary Oldman que es algo a lo que no me puedo resistir y seguramente acabe cabreada después de verla, pero es lo que tiene la mitomanía.

Volviendo otra vez al final, el libro tiene un capitulo extra, pero no lo podéis leer en el libro porque no está incluido. En teoría es por eso por lo que el libro parece inacabado, pero realmente al final la conclusión es la misma. Lo bueno es que el enlace para leer ese capítulo extra no aparece en el libro, solo te dicen que vayas a su página de Facebook, pero yo os dejo aquí un enlace donde podéis leer ese capitulo extra. Pero vamos que esto del capitulo extra no deja de ser otra de las tonterías de este libro totalmente prescindible.

Capitulo Extra

En conclusión, el libro es la pérdida más grande de tiempo que existe, ni os molestéis en leerlo si cae en vuestras manos, ya no digo comprarlo, porque sería tirar el dinero.

It's only fair to share...Email this to someoneShare on Facebook0Pin on Pinterest0Share on Google+0Share on Tumblr0

2 comentarios

  1. Ah, ese libro sí que ha saciado tu sed de sangre, jajaja.

    Pues, lo vuelvo a decir: ojalá me lo regalaran para poder leerlo. Comprarlo queda descartado, es demasiado caro y si tiene más posibilidades de que no me guste, me voy a querer matar!!

    Besos!!

  2. Je, je, casi hasta me alegra que te haya disgustado tanto porque el ca reo te sienta muy bien a la hora de hacer reseñas!
    Ya había leído en otros blogs que no era nada del otro mundo.

Deja un comentario